miércoles, 8 de agosto de 2007

PROTEGE TU PIEL DESDE DENTRO

Come más tomates (tanto crudos como guisados) sandia y uvas negras. Porque el pigmento que da color a estos alimentos ayuda a proteger las células de la piel de los daños que producen en ellas los rayos solares.

Aumenta el consumo de zanahorias (crudas o cocidas), albaricoques y mangos. Ya que son ricos en betacaroteno, un derivado de la vitamina O, que ayuda al organismo a producir más melanina (la protección natural del cuerpo ante las radiaciones del sol).

Toma mas pimientos rojos, zumo de barajan y kivis (ricos en vitamina C), y frutos secos (con vitamina E). Y conseguirás que ambas vitaminas te ayuden a combatir los radicales libres, tanto el sol, como la perdida de agua de la piel debida al calor, liberan radicales que atacan a las fibras de colágeno y elastina de la epidermis.

Come más maíz dulce y espinacas. Y lograras un aporte extra de luteína, un poderoso antioxidante que evita el envejecimiento prematuro de la piel.

No hay comentarios: